Dios ha prometido protegerte de la lengua ajena

“Ninguna arma forjada contra ti prosperará, y condenarás toda lengua que se levante contra ti en juicio Isaías 54:17”

Dios ha prometido protegerte de la lengua ajena.

No debes preocuparte por lo que otros digan de ti, no importa cuan bajo sea el ataque. Aun la difamación no te puede dañar porque Dios ha prometido que “no prosperará”.

Solo cuídate de no crear resentimiento con quien te critica. Perdónalos y confía en la justicia de Dios.

En lugar de preocuparte por lo que la critica te pueda dañar… ocupa tu mente en adorar a Dios y en el desarrollo de tu relación con EL y en cosas productivas.
Dios te está cuidando.

“Bienaventurados sois cuando por mi causa os vituperen y os persigan, y digan toda clase de mal contra vosotros, mintiendo. Mateo 5:11”