Porque Jehová Dios de Israel ha dicho así: La harina de la tinaja no escaseará, ni el aceite de la vasija disminuirá, hasta el día en que Jehová haga llover sobre la faz de la tierra. 1 Reyes 17:14

De la misma manera que Jesús multiplicó los panes y los peces. Elías por Fe debe abandonar la provisión diaria de los cuervos que le traían pan y carne cuando se seca el arroyo, (y a veces Dios permite que se seque el arroyo para movernos al próximo nivel de provisión sobrenatural).

Por orden de Dios es llevado a una viuda que naturalmente no tiene nada que darle, pero Dios ha preparado a Elías para ser instrumento de un milagro para esta mujer y de paso ser él alimentado. Dios te va a proveer cuando seas partícipe (instrumento) en el milagro de otra persona. Hoy te invito a que quites la vista de tus problemas y dificultades y mires a la necesidad de otro. De la manera que eres instrumento para que Dios realice un milagro en la vida de otra persona, Dios (de paso) producirá en tu vida el milagro que necesitas.

Quizá, no el que quieres, pero sí, el que necesitas.

Hoy oro para que Dios te use como instrumento de un milagro en la vida de otra persona. En el nombre de Jesús. Amen.