Si el credo es más importante que amar a quien le ministras, tu mensaje solo mostrará legalismo.

Amar a quienes ministramos es una prioridad.

El mensaje del nuevo pacto es motivado por amor, no por reglas.

Todas vuestras cosas sean hechas con amor. 1 Corintios 16:14